Adopción: el privilegio de ser bebé

Por el

Follow Proyecto Bohemia on WordPress.com



Actualmente, son 5700 las familias inscriptas en el Registro Único de Aspirantes a Guarda con Fines Adoptivos (DNRUA) en el país. De esas familias, el 92 por ciento expresa el deseo de adoptar sólo niñas o niños menores de un año (bebés). Solo el 1,3 por ciento aceptaría chicos de más de 12 años, en tanto que el 75 por ciento no quiere niños con situaciones leves y severas de salud.
El panorama empeora para los chicos, si se considera que muchos de esos niños son grupos de hermanos y muy pocos de los posibles adoptantes tienen la intención o las condiciones necesarias, para ser padres o madres de más de un niño, lo cual supondría separar a eso chicos de su única familia.

Preservar el derecho del niño a vivir en familia

En la provincia, Marta Colussi, responsable del Registro de Adoptantes del Poder Judicial, explica que una de los planteos más recurrentes de los adultos en condiciones de adoptar, es la demora en el proceso. “El primer interrogante que surge es la cuestión del supuesto ‘proceso largo’. No es así, el tema es que hay muchos que sólo piensan en un bebé”, según explicó.
“El proceso no es largo, el tema es producir el encuentro entre esos niños, niñas y adolescentes que están en situación de adoptabilidad y ese gran caudal de postulantes que están con una expectativa solo de adoptar un bebé y sano”. Este es el planteo más común en quienes manifiestan la intención de entrar en la maternidad o la paternidad. Como si cuando el hijo es concebido, alguien pudiera asegurar que su estado de salud será el óptimo. O si en caso de concebir una criatura que nazca con cierta enfermedad, se pudiera renunciar a hacerse cargo de contenerlo y amarlo, o mucho menos devolver a ese bebé. Sin embargo, aunque resulte difícil de creer, hubo casos de familias o personas inscriptas en el DNRUA, que “devolvieron” a los niños después de cierto período de guarda alegando variadas razones.

En Chaco, actualmente hay 89 postulantes inscriptos, mientras que los chicos que esperan una familia llegan a unos 20. Sus edades parten desde los 7 años hasta los 17. De los 20, ocho no tienen problemas de salud, ocho padecen leves dolencias y cuatro son casos con más complejidad.
Claramente la espera y quienes padecen ese “largo proceso” son los niños y niñas. Probablemente por sufrir alguna enfermedad, por pertenecer a un grupo de hermanos o por tener más de 5 años. Sólo los bebés que ingresan a la condición de adoptabilidad y que no tienen hermanos tendrán más posibilidad de esperar menos. Otros crecen y alcanzan la mayoría de edad esperando en una institución.

Sin embargo en Argentina “la adopción se rige por los principios de interés superior del niño, respeto por el derecho a la identidad, agotamiento de las posibilidades de permanecer en la familia de origen o ampliada, preservación de los vínculos fraternos, derecho a conocer los orígenes, derecho a que su opinión sea tenida en cuenta según su edad y grado de madurez, siendo obligatorio requerir su consentimiento a partir de los diez años”, expresan desde el Ministerio de Justicia de la Nación.

La situación de adopción en números estadísticos

*Según las últimas estadísticas del Registro Centralizado de Adoptantes Chaco, que depende del Poder Judicial, estos son los datos en torno a la situación de adopción en la provincia.
*Postulantes Inscriptos al 31.03.19: 89, de los cuales el 100% recibe niños recién nacidos y hasta 1 año y medio. El 30 % recibe hasta 5 años. El 15 % hasta 7 años y el 12% recibe niños de más de 7 años quedando el límite en 10 años. No hay postulantes inscriptos para niños de 11 años en adelante.
Menores declarados en situación de adoptabilidad, desde mayo 2015 (fecha de vigencia de la ley de procedimiento de adopción) al 31/3/2019: por fecha de resolución que declara en situación de adoptabilidad
2015: 39 Menores
2016: 63 Menores
2017: 35 Menores
2018: 44 Menores.
2019: 14 Menores

TOTAL: 195 Menores en situación de adoptabilidad, Desde 1/5/2015

De los niños declarados en situación de adoptabilidad: el 56 % supera los 7 años y sólo el 9% de los postulantes inscriptos extiende su disponibilidad adoptiva hasta los 5 años.
*Aquí se produce el desfasaje entre la disponibilidad adoptiva y los niños, niñas o adolescentes en adopción y aparece clara, la razón de ¿por qué transcurre tanto tiempo entre la inscripción y el momento del encuentro con el niño/a esperado?
*Guarda preadoptivas de niños de hasta 1 año: desde el año 2015 hasta el 31.03.19; 18 guardas preadoptivas. El 24% tiene hermanos en grupos de 4, 5 y hasta 7 niños/as.
*Nómina de menores que obtuvieron la guarda preadoptiva: 428 conforme guardas preadoptivas informadas por los Juzgados, desde el año 2001 -que inició su funcionamiento el Registro- hasta el 31.03.19.
*Convocatorias públicas: se llega a la convocatoria pública porque no se encuentra postulante inscripto en la base de datos local, ni en la de la red federal de Registros. Ante ello, el juez dispone el llamado abierto a postulantes.

Charla informativa y de concientización para adoptantes

La DNRUA organiza ciclos de encuentros sobre adopción para los inscriptos y charlas que abordan la temática, destinados a la sensibilización y concientización, como trabajar para acortar la brecha entre las expectativas y la realidad de adoptar, para los interesados en inscribirse.

La encargada del Registro de Chaco anticipó que junto al Ministerio de Desarrollo Social de la provincia organizan e invitan a todos los interesados a la charla gratuita sobre adopción de niñas, niños y adolescentes el lunes 8 de abril, desde las 17, en Juan B. Justo 42 (Centro de Estudios Judiciales).

Se puede solicitar más información o confirmar inscripción a través del mail centrodeestudios@justiciachaco.gov.ar.

Las personas interesadas en formar parte del Registro de Adoptantes del Chaco, deben escribir al correo registro.adoptantes-rcia@justiciachaco.gov.ar o dirigirse a Brown 250 PA o llamar al 4453917.

¿Cómo adoptar en Argentina?

En nuestro país solo pueden adoptar los inscriptos en los registros locales. Pueden hacerlo personas solas, casados, integrantes de una unión convivencial, divorciados y viudos que tengan una edad mínima de 25 años (al menos uno de los integrantes en el caso de las parejas), y que sean argentinos o naturalizados, con cinco años de residencia previa a la solicitud de adopción. Para los extranjeros ese plazo comienza a partir de la radicación otorgada por la Dirección Nacional de Migraciones.

Los interesados pueden acceder on line a las convocatorias para adoptar que publica la DNRUA, donde se brindan todos los datos del expediente y datos de contacto con el juzgado que tramita la adopción del niño, la niña o del adolescente.

El trámite es gratuito y se realiza personalmente en el registro correspondiente al domicilio real del interesado, sin necesidad de un abogado o gestor. Además de los datos personales, los postulantes deberán aportar los datos de los hijos, en caso que los tengan, como así también cuántos niños estarían en condiciones de adoptar, edades, si aceptan con discapacidad, grupos de hermanos, y si previamente han tenido niños en guarda y resultado de la misma.

Luego comienza la evaluación realizada por un equipo técnico que determinará la idoneidad jurídica, médica, psicológica y socio-ambiental de los postulantes para poder ingresarlos a la “Nómina de Aspirantes”, y se abre el legajo correspondiente.

Cada juez a cargo del proceso de adopción buscará el perfil más adecuado dentro de los inscriptos en el registro local, que deberá remitir los legajos en un plazo no mayor a los diez días. La búsqueda puede ser ampliada a consideración del juzgado al resto de las jurisdicciones adheridas, en orden de proximidad geográfica y manteniendo la prelación de la inscripción.


Categoria: Derechos humanos | Tags: , , , | Comentarios: 0

Sé el primero en escribir un comentario.

Deja un comentario